Enric Gonyalons sobre el cierre de HWC: «no hay dudas de que este cierre se enmarca en el campo de la persecución política hacia Palestina»

Hace unas semanas anunciábamos en esta página web el cierre de la oficina de Jerusalén Este de Health Work Committees(HWC). Desde Mundubat queremos conocer qué supone este cierre para la población palestina y la comunidad internacional y cuáles han sido las casusas principales para que se lleve a cabo. Enric Gonyalons, cooperante de Mundubat en Palestina, nos ayuda a hacer este análisis con su testimonio.


¿Cuál es la historia de HWC?

Health Work Committees (HWC) es una organización no gubernamental centrada en el campo de la salud y el desarrollo. Fue creada en 1985 por un grupo de palestinos y palestinas voluntarias que trabajaban en el sector de la salud con el propósito de cubrir las necesidades básicas de salud de la población palestina. En 2003 se registró como ONG ante el Ministerio de Salud y el Ministerio de Interior.

¿Cuáles eran las labores principales de la oficina cerrada? ¿Y el papel de la Cooperación internacional?

La oficina que cerraron, en el barrio de Shoafat, muy cerca de la oficina de Mundubat, era la oficina de HWC para cubrir el área Jerusalén, puesto que hace 3 años cerraron otra oficina suya en Jerusalén y entonces abrieron ésta. Específicamente, servía de centro de operaciones para desarrollar el programa de salud escolar en Jerusalén Este. Ya que el Ministerio de Salud Palestino no puede tener presencia allí, en cierto modo, HWC en coordinación con el propio Ministerio, se encarga de cubrir esa ausencia. Además, la oficina era el lugar de trabajo de todos y todas las empleadas de HWC de Jerusalén, los cuales se han quedado sin oficina. Como Mundubat, este cierre supone un gran contratiempo para el seguimiento de los proyectos que se llevaban a cabo en Jerusalén Este, puesto que todos los ordenadores y archivos vinculados a proyectos en Jerusalén Este están confiscados.

¿Qué supone el cierre de la oficina en Jerusalén Este de HWC para las y los palestinos residentes? ¿Y para la cooperación internacional?

Este cierre atenta directamente al derecho a la salud de la población palestina, especialmente por lo que a los estudiantes se refiere, puesto que desde esa oficina se cubría gran parte del programa de salud escolar de los colegios, en el este de la ciudad. Para la cooperación internacional implica una nueva reestructuración del trabajo con HWC. Este tipo de cierres son relativamente comunes y cada vez, tanto las ONG internacionales como las locales tenemos que poner en marcha los mecanismos necesarios para encarar las nuevas circunstancias.

¿Qué lectura se hace desde Mundubat del cierre? ¿Por qué ahora?

Desde Mundubat, no hay dudas de que este cierre se enmarca en el campo de la persecución política y el acoso constante de las fuerzas de ocupación para intentar separar tanto físicamente, como socialmente, Jerusalén Este del resto de Palestina. Concretamente, en el último año, por parte de Israel, se está llevando a cabo una gran ofensiva sobre la sociedad jerosolimitana con el objetivo de descomponer su tejido social, y por tanto, controlarla mejor. En esta línea, también se expulsó de Jerusalén, y posteriormente de Cisjordania, al Coordinador del Programa para Jerusalén Este financiado por el Gobierno Vasco, en el que participan 6 socias locales. Actualmente se le renovó la orden de expulsión de Jerusalén Este e igualmente tiene prohibido salir del país. Otro caso es el de Itiraf, el director de Bisan, otra de las socias con las que trabajamos, que se encuentra en detención administrativa, la cual ha sido renovada por tercera vez consecutiva.

¿Esta prevista alguna acción o movilización para denunciar el cierre de la oficina?

Hasta el momento se ha denunciado la situación a dos niveles, a nivel de País Vasco y desde el terreno. En el País Vasco se ha escrito una carta por parte de Paz Con Dignidad y Mundubat para exigirle al Gobierno Vasco que pida directamente explicaciones a la Embajada Española, puesto que HWC está financiada directamente por el propio Gobierno Vasco. Por otro lado, las 5 ONG del estado español que trabajan con HWC (Alianza por la Solidaridad, MPDL, ACSUR, Paz Con Dignidad y Mundubat) hemos escrito una carta dirigida al Consulado Español para que pida explicaciones sobre este cierre. Estamos pendientes de que nos convoquen a una reunión para saber exactamente las gestiones que el consulado ha llevado a cabo. Finalmente, aprovechando una visita de senadores españoles durante esta semana, nos encontraremos con la directora de HWC para que puedan conocer el caso de primera mano.

No Replies to "Enric Gonyalons sobre el cierre de HWC: "no hay dudas de que este cierre se enmarca en el campo de la persecución política hacia Palestina""

    Leave a reply

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.